Huevos revueltos

Preparamos los tres mejores revueltos: tipo americano, estilo inglés y un delicioso revuelto cremoso o francés. Tres estilos muy diferentes, tres opciones para todos los gustos, te conquistarán por su sabor y textura.

Huevos revueltos

Básicamente existen tres tipos de revueltos: estilo americano, cremoso y el clásico revuelto inglés. Para estas sencillas recetas necesitas los mejores huevos (camperos o ecológicos…) y un poco de mantequilla.

Huevos revueltos americanos

Preparación:

  1. Bate dos huevos por persona y añade un poco de sal.
  2. Pon una sartén antiadherente a fuego medio y echa media cucharada de mantequilla por persona. Cuando esté caliente añade los huevos, deja que se cocinen durante 15 o 20 segundos. Con la ayuda de una espátula lleva el huevo cuajado de fuera hacia dentro.
  3. Levanta la sartén y extiende el huevo que queda sin cuajar. Espera otros 15 o 20 segundos y vuelve a llevar el huevo cuajado hacia el interior.
  4. Retira del fuego, mezclar bien y sirve.

No dejes que se cuaje el revuelto al 100%, la gracia del revuelto americano está en la suavidad y jugosidad.

Huevos revueltos americanos

Huevos revueltos cremosos

Preparación:

  1. Añade dos dedos de agua en una cazuela, ponla a fuego medio y coloca encima el bol de cristal.
  2. Echa los huevos batidos (dos por persona) en el bol con una pizca de sal. Bate despacio con una varilla, cuando el agua empiece a hervir baja a fuego lento.
  3. Al cabo de 4 o 5 minutos cambia las varillas por una lengua . Mezcla despacio hasta que el huevo cambie de textura y empiece a ponerse meloso.
  4. En ese punto añade media cucharada de mantequilla por persona. Remueve hasta que se integre y quede con textura de crema.

El tiempo de preparación va a depender mucho de la cantidad que prepares y del tamaño del bol. Un revuelto de dos o tres huevos en un bol de tamaño medio lo tendrás listo en 12 o 15 minutos, si subes la cantidad el tiempo aumenta.

Tosta de revuelto cremoso

Huevos revueltos a la inglesa

Preparación:

  1. Bate dos huevos por persona y añade un poco de sal.
  2. Pon una sartén antiadherente a fuego medio-bajo y añade media cucharada de mantequilla por persona.
  3. Remueve frecuentemente con la ayuda de una espátula. Mantén unos segundos sin remover y vuelve a mezclar, la idea es combinar cremosidad y huevo cuajado

Tosta de revuelto inglés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *